martes, 17 de febrero de 2009

INSOMNIO

Estoy con un insomnio feroz. Tengo aleteos en el cuerpo. La noche, de a poco, va entrando en mí y decido apagar el velador, dispuesta a entrar en el otro reino. Pero no puedo. Los pensamientos se suceden. Resuelvo cosas. Barajo. Me concentro. Me canso, pero no entro en el delirio. Disfruto, me acaricio, me siento, casi en un nivel espiritual, pero no duermo. Estiro el día, lo vivo en su plenitud, bailo, actúo. Condenso y uso esa energía. No entro en la insensatez y eso es lo que más me asusta. Lo que más extraño. Lo que más me hace sufrir. No tener mi momento de desequilibrio real y absoluto.

2 comentarios:

claudio dijo...

Te invito a visitar mi blog en el podrás encontrar mis últimos trabajos en arte la dirección es la siguiente:

www.claudiotomassini.blogspot.com


Te saluda atentamente Claudio Tomassini

MORE dijo...

Es que a veces no hay que dormir...